Aunque la distancia total del Rallye de Gales se ha reducido respecto a 2016, como cuentan en Autosport, pilotos y coches pasarán más tiempo lejos del parque de trabajo. De hecho, el sábado traerá consigo una etapa de 16 horas, nada menos, ya que el primer vehículo tendrá que estar en la asistencia a las 6 de la mañana y regresará cerca de las 22.30. No habrá tiempo para dormir mucho, pues el domingo la acción empieza a las 5.30 de la madrugada…

El itinerario ya se modificó en 2016: El Rallye de Gales, con un tramo en Inglaterra.

En realidad, todo esto responde a las peticiones de los propios pilotos, según el director de la prueba, Ben Taylor: “Escuchamos lo que nos dijeron algunos de los participantes el año pasado y estaba claro que no querían volver al service habiendo terminado tan pronto las especiales que discurren en el bosque”, ha contado a la web británica. Eso significa que la segunda pasada por el tramo de Dyfnant y la de Aberhirnant se realizarán ya sin sol.

“Quizá hemos recortado los kilómetros totales, pero el itinerario es un desafío. Va a exigir un trabajo duro de equipos y pilotos: querían un reto y creo que se lo hemos dado”, añade. Veremos qué opinión tienen los implicados…

Tramos nocturnos en el Rallye de Gales

About The Author
-