Siempre que se formula esta pregunta recuerdo una cámara on board de los hermanos Vallejo que refleja fielmente lo que supone para los equipos la última cita del Nacional de Rallyes en su periplo gallego; una de las pruebas más duras del Campeonato por el estado del piso, por la cantidad de zonas sombrías con que se encuentran a lo largo de los kilómetros cronometrados… y la climatología cambiante del norte gallego. En general, eso que tanto temen (pero que también les atrae y hace de ésta una de las pruebas emblemáticas del certamen) son los tramos estrechos y rápidos al mismo tiempo, con mucha vegetación circundante y numerosas curvas ciegas, sin demasiadas referencias. Además son especiales con zonas rotas, donde los pinchazos, aparte de habituales, han tenido la costumbre de ser determinantes en el desenlace de la carretera en muchas de las ediciones disputadas.

Vamos, como reconoce el ex campeón de España Berti Hevia en la propia web de la carrera, «es un rallye con tramos de los de antes, que ya no quedan», para los más experimentados en este tipo de carreteras o para los que tienen unas buenas notas… y una fe ciega en ellas.

 

 

¿Qué temen los pilotos del Rallye de Ferrol?

About The Author
-