Como parece que las nuevas generaciones salidas de la LOGSE y posteriores, no saben quién es Ebenezer Scrooge, el nombre del personaje del libro ‘Cuento de Navidad’ escrita por el inglés Charles Dickens en 1843; baste decir que la novela describe a un viejo avaro, egoísta y de corazón duro a quien le disgusta la Navidad y que recibe la visita de tres fantasmas navideños. El del pasado le recuerda su niñez, el del presente le hace ver la felicidad en familia y el del futuro le muestra cómo la gente se alegra por su muerte. Todo ello le hará recapacitar y compartir su dinero con sus allegados y familia celebrando la Navidad con regocijo y alegría.

Dani Sordo Castillo tiene poco que ver con el personaje de la famosa novela de Dickens. No tiene codicia ni cuenta su dinero cada noche, tan solo es feliz divirtiéndose con sus amigos. El piloto cántabro disfrutó durante cuatro temporadas de una magnífica oportunidad integrado en el equipo Citroën Racing al lado de una leyenda como Sébastien Loeb. El francés pasó a formar parte de su grupo como uno más, planeando travesuras como dos chiquillos mientras daban la vuelta al mundo. Quizá esa camaradería le impidió plantarle cara frente al cronómetro como hizo Sebastien Ogier en 2011. Pero todos sabemos que ocurrió con él.

Dani podría haberse ido a su casa a montar en moto de agua, correr algún rallye histórico con su BMW M3 y cuando la nostalgia se apoderara de él darse una vuelta al volante de alguna ‘loca’ (Seat 124) en alguna carretera de montaña en su Cantabria natal, pero el año pasado sacrificó en parte su carrera al fichar por el equipo MINI por tan solo seis rallyes, a la espera de poder competir una temporada completa en 2012, por una fracción de su sueldo en Citroën.

Con el sr.Montoro en el Ministerio de Hacienda, quizá no sea conveniente ni le importa a nadie más que a él las cifras de su contrato. El martes pasado en la entrevista para MARCA conociendo la cifra exacta que iba a dejar de ganar esta temporada por jugarse el pellejo por todo el mundo, sirviendo el resto además para pagar a Carlos del Barrio; uno se hizo un lío (sorry) escribiendo que había dejado de ganar un treinta por ciento, cuando en realidad Dani Sordo dejará de cobrar del equipo de David Richards en 2012 un SETENTA por ciento de su contrato. Para no entrar en más detalles, aproximadamente, el piloto español cobrará en su cuenta del Banco Santander por los 366 días del año (es bisiesto), lo mismo que su camarada Sébastien Loeb ganará por disputar una sola etapa de cualquiera de las treces citas del calendario. Y con eso queda todo dicho.

“Tengo muchas cosas que hacer en casa, ahora estoy ayudando a un amigo que me la está arreglando y si hay que pintar pues cojo una brocha. No estoy en el Mundial por dinero, que quede claro. Me siguen gustando las carreras y por eso sigo en esto. El día que no me divierta, simplemente me iré”. Mientras tanto, su ahora exjefe, después de lograr convencer a la alemana BMW para renacer la leyenda de Mini en el Mundial de Rallyes, acaba de comprarse un Oyster (velero) de 57 pies de eslora y 15 pies de manga fabricado en el astillero británico de Ipswich (Sufolk), seguramente con otro dinero… .

Esteban Delgado

*Hiperfocal: Dícese de la distancia más corta a la que puede enfocarse un objetivo de forma que su profundidad de campo se extienda hasta el infinito.

Hiperfocal *. Dani y ‘Mr.Scrooge’

About The Author
-